11 DE DICIEMBRE DE 1999


 Con un discurso de fuerte contenido crítico

MONTIEL ASUMIO POR SEGUNDA VEZ LA GOBERNACION DE ENTRE RIOS

Con un discurso de fuerte contenido crítico hacia la anterior administración provincial, el gobernador Sergio Montiel, asumió esta tarde sus funciones al frente del poder ejecutivo entrerriano. 
En la alocución, que se extendió por espacio de casi 50 minutos, el flamante mandatario aludió al "ahogo administrativo" en que se encuenta nuestra provincia, y a las "politicas equivocadas" que aumentaron la deuda pública entrerriana. Denuncio que su antecesor en el cargo distribuía indiscriminadamente 27.000 pesos diarios y anticipó que recomponer los preceptos de una buena administración, respetando nuestra constitución y encontrando los responsables que pudiera haber, es uno de los desafíos mayores que se ha impuesto. Ratificó que se creará la Fiscalía de Investigaciones, ente existente desde hace muchos años en el plano nacional, y anunció que se ajustarán las remuneraciones para que haya mayor dignidad en el manejo de la educación en la provincia por parte de los maestros.

Montiel sostuvo que hoy culminó un proceso político donde se discutieron posiciones y perspectivas de futuro.
"Nosotros representamos claramente el sentido de cambio, el deseo de encauzamiento de la provincia y esto fue lo que consagró con un mandato expreso el pueblo de Entre Ríos y el de la república cuando lo consagra presidente a Fernando de la Rúa", expresó. Juramento del Gobernador Sergio Montiel
Remarcó que "sabemos que tenemos un mandato que debemos cumplir porque el pueblo se pronunció clara y terminantemente a favor de cambiar un sistema en el manejo de la cosa pública y producir una reforma profunda que abarque todos los aspectos de la vida política, social y económica".
Montiel advirtió que para hablar de nuestra provincia era necesario encuadrarnos en el plano nacional.
En ese sentido, recordó que  "a partir de 1983, cuando la república logra reinstaurar la democracia, se produce la primera etapa que encabeza Raúl Alfonsín en el plano nacional y que es el la institucionalización de la república".
"Se logran los principales objetivos y quedan como relativas algunas soluciones económicas y sociales que se adoptan", reseñó.
Dijo que después "viene un segundo período: el de la reforma económica con una dura estabilidad monetaria que empieza en 1989 y termina en este momento". Juramento del Vicegobernador, Edelmiro Pauletti
 "Esta etapa, que se caracteriza por diversas cuestiones que queremos señalar, determina y enmarca las posibilidades actuales y las del futuro de nuesta provincia y del país", sostuvo.
 Citó en ese sentido "la transferencia del capital del estado y de las principales empresas argentinas a inversores  extranjeros perdiendose de esta manera la conducción de nuestro propio proceso económico".

DEUDA EXTERNA
Afirmó que en ese proceso económico "hubo un aumento excesivo de la deuda externa que gravita negativamente en la vida económica argentina, tanto que  los intereses que se pagan en dos años  superan la deuda total de las provincias argentinas: 9.000 millones de pesos por año se pagan  y se calcula que la deuda de las provincias asciende en su conjunto a sólo 17.000 millones".
Remarcó Montiel que "hubo una desregulación desmedida, lo que provocó el desamparo para la mayoría de la población argentina en las actividades profesionales, sociales y aún en muchos aspectos de la actividad económica".
"Y lo peor, hubo un notable incermento de la corrupción y del desorden adminstrativo que es a todas luces uno de los problemas mas agudos que debemos enfrentar", añadió.
Anticipó que "ahora empezamos una tercera etapa,  donde hay que buscar la manera de equilibrar los problemas sociales, aclarar los sentidos institucionales y provocar una recuperación económica que favoresca a todo nuestro pueblo. El mensaje de ayer del presidente fue claro y contundende: señaló cuales son los caminos que hay que seguir para el gran cambio que vacitina para la Argentina y al cual adherimos porque expresa en lo intimó nuestro propio pensamiento", precisó.

LEY DE COPARTICIPACION
Montiel advirtió que "tenemos ahora un problema que se agudiza en el futuro inmediato para las provincias, que es el llamado sistema fiscal de la ley de coparticipación"
Comentó que "por un acuerdo firmado entre todos los gobernadores en ejercicio y los electos, realizado en el CFI recientemente,  se dispuso que el año 2.000 sea el
de la difusión del sistema de la coparticipación".
Advirtió que "nosotros  especificamos que queriamos llegar a esa discución sin ninguna traba y que pensabamos hacer del régimen institucional el norte fundamental para orientar lo que debe ser la ley de coparticipación federal, que es la que enmarca los procesos no sólo financieros sino económicos de la república".
"Queremos que se comienze con una clara diferenciación de competencias para luego determinar con precicións qué dineros, con que recursos y de que forma el pueblo argentino con sus impuestos y contribuciones va a concurrir al sostenimiento de los gobiernos municipales, provinciales y nacional", prosiguió.
Insistió en que "esta es la situación marco dentro de la cual debemos ubicar a nuestra provincia para entender muchas de las cosas que nos pasan y que obviamente son el reflejo de conducciones nacionales que están mas allá de lo que nosotros podemos hacer o plantear".

AHOGO ADMINISTRATIVO
El gobernador aseguró que "tenemos un fuerte esquema, un diagnóstico difícil en esta provincia. Yo digo que hay una especie de ahogo administrativo en el estado provincial, una superposición de funciones en muchos de sus organismos,
 hay duplicación de órganos que provocan un mal uso de los fondos públicos y no facilitan el buen manejo de la administración".
"Los gastos reservados, los teléfonos personales de alto costo y los excesivos viáticos señalan una manera de corrupción en el manejo de la cuestión administrativa de la provincia y que afecta notoriamente el erario provincial. Empleados sin funciones, mal adscriptos, excesivas incompatibilidades y empleados y funcionarios que no tienen el resguardo de la ley  de presupuesto para ocupar cargos que no les corresponde señalan lo que yo llamo parte del ahogo administrativo", dijo.  Reveló además que hubo "un reparto indiscriminado de dinero y gastos dispensioso de los que daremos una detallada información cuando estemos en el gobierno porque hemos llegado a la conclusión de que el gobernador que ha terminado su mandato llegaba a disponer de 27.000 pesos diarios en un reparto indiscriminado a quienes llegaban hasta él".
Anticipó también que "hemos encontrado muchos municipios muy endeudados, quebrados y desordenados", aunque advirtió que no es el caso de todos "porque hay muchos que son un ejemplo". No obstante, remarcó que "hay un grupo que ha sido mal manejado, con criterios de aparcería política, que han quebrantado las necesidades y funciones de estos municipios".

ENTIDADES CREDITICIAS 
Montiel advirtió que en este momento "no hay instituciones bancarias en la provincias. Se han perdido las instituciones privadas, se malvendió el Bersa  y hoy estamos sometidos a la entrega de este banco a una banca que pondrá su asiento Rosario y se retirará de esta provincia y nos dejará sin  elementos de conducción del sistema financiero bancario".

FINANZAS PUBLICAS
El gobernador explicó que las finanzas públicas ,inicialmente, "demuestran una situación crítica que se corresponde con un proceso claro de los últimos 12 años en que distintas alternativas reconocen una variable permanente: el endeudamiento constante del tesoro a consecuencia de reiterados déficit que, aún en los años en que se mejoran las posibilidades del presupuesto, la deuda pública mantiene un peso altamente costoso".
Recalcó que esta situación "sumamente gravosa es el resultado de políticas equivocadas en las que los intereses de la deuda pública adquieren un costo creciente a partir de 1994".
"Como dato elocuente se advierte que entre ese año y 1998 los intereses de la deuda pública suman 252 millones o sea un promedio de 50 millones anuales. Para el año que termina la estimación del presupuesto vigente prevé 57 millones de interés y el proyecto de interés para el año 2.000 remitido por la administración saliente proyecta intereses de la deuda por mas de 62 millones, lo que hemos corroborado están subvaluados", agregó.
Agregó que "como contrapartida, el proyecto estima aplicar 100 millones de pesos del tesoro para obras públicas y sólo el 18 por ciento para educación, en contra del 25 por ciento que determina la constitución".
 Dijo que "para comprender lo significativo de tales datos, el costo financiero de esas políticas es equivalente a un aumento  salarial masivo para el sector docente de mas del 20 por ciento o al casi el 50 por ciento del presupuesto de salud pública o 200 kilómetros por año de rutas asfaltadas o  3.600 viviendas".
"En términos productivos estamos hablando de mas de 300.000 toneladas de nuestra producción primaria total con los mejores precios del mercado de los últimos años que se han ido en el pago de estos intereses gravosos", añadió.
Advirtió que "estos excesos son posibles en nuestra provincia porque los sistemas de control de nuestra constitución no funcionan cabalmente o sólo lo hacen formalmente. No es factible gobernar en Entre Ríos tantos años con un desfinanciamiento de tal magnitud y semejantes costos financieros si no es  violando los resguardos sabios que nuestros constituyentes nos han legado".
"Recomponer tales preceptos de una buena administración, respetando nuestra constitución y encontrando los responsables que pudiera haber es uno de nuestros desafíos mayores", agregó.
El presupuesto vigente deberá ser ampliado antes de la finalización del año ya que la atención de los gastos generados no resultará suficiente ni cuenta con los fondos necesarios según informa la Contaduría de la provincia.
De esta manera Montiel resaltó que “esto nos obliga a solicitar a nuestra Legislatura una ampliación que sólo podremos enfrentar por el momento con mayores endeudamientos”.
Sostuvo además que “paralelamente debemos retirar el proyecto de Ley de Presupuesto, enviado a la Legislatura por la administración anterior, ya que el mismo mantiene el crecimiento desmedido del gasto, no acorde con la situación de déficit y endeudamiento que mantiene la provincia y repitiendo un esquema creciente de su endeudamiento y de sus costos financieros. El resguardo de los reales intereses de nuestros mandantes, el pueblo entrerriano, así lo requiere”.
El flamante mandatario sostuvo que “paralelamente y ante la existencia de cuantiosas y numerosas deudas que ante los distintos sectores de la administración se reclaman y que nos informan como no registradas preventivamente en las cuentas formales del estado, haremos un importante relevamiento y verificación de las mismas que nos permita construir un estado ajustado de las deudas reales del estado y a la vez formularemos un nuevo proyecto de Ley de Presupuesto para el año 2000 que logre redefinir la situación presupuestaria de marco a la renegociación de nuestras deudas financieras y construya, desde una plataforma presupuestaria más segura, el lanzamiento de nuestro proyecto de gobierno para los próximos años”.
El titular del Ejecutivo entrerriano aseguró que “esto ha traído otra consecuencia, la deuda social. En los organismos sociales del estado se adeudan más de cincuenta millones de pesos que van desde los procesos de los comedores escolares hasta otras entidades. Hay casi cien millones de pesos en demandas contra el estado en tramitación ante la Fiscalía de Estado”.
Sobre los comedores escolares Montiel manifestó que “sabemos de la grave situación de los comedores escolares que están casi todos cerrados en la provincia. Se les adeudan importantes sumas a cada uno de ellos y no pueden cubrir las necesidades ni del presente, ni del pasado con sus proveedores”.
En cuanto al sistema carcelario el doctor Montiel expresó que “el sistema carcelario está en crisis”.
De esta manera recordó el levantamiento de la cárcel de Victoria “donde hubo muerte y conocemos la grave situación por la que atraviesan las cárceles y sabemos que hay una obligación elemental del estado provincial de resolver el sistema carcelario porque como manda nuestra Constitución las cárceles serán sanas y limpias para seguridad y no para castigo”.

Tribunal de Cuentas
En tanto sobre el Tribunal de Cuentas el gobernador adelantó que “sabemos que el Tribunal de Cuentas ha sido disminuido en sus facultades porque alguna vez se atrevió a investigar la manera cómo se gastaban los fondos públicos”.
“Se le han cortado las atribuciones, se ha disminuidos su potestad y el tiempo para que las causas prescriban notoriamente y los funcionarios no puedan entonces ser enjuiciados como corresponde”, enfatizó.

IAFAS
Sobre el Instituto de Ayuda Financiera a la Acción Social “está en una grave crisis con contratos ilegales firmados estos últimos días mediante los cuales se pretende entregar la voluntad propia del estado, la de controlar y mantenimiento del juego, a empresas privadas que están haciendo negocios a costas de los intereses entrerrianos”.

Ley Federal de Educación
Aseguró que se “ha analizado la ley federal de manera estrecha y se ha aplicado un sistema educativo que es expulsor de nuestros niños. Particularmente en las escuelas de campañas los chicos no pueden terminar porque las medidas que se han adoptado no tienen en cuenta sus intereses”.
“Las escuelas técnicas están pasando por una situación difícil, al igual que las escuelas agrotécnicas. En vez de crear, mantener y ampliar un sistema educativo para todos, se disminuye notablemente la cantidad de niños que pueden gozar de la educación pública en la provincia”, aseveró.

Gas
En el tema del gas Montiel sostuvo que “se han abandonado las atribuciones propias del gas y allí están los reclamos de los vecinos porque se les quiere cobrar un impuesto aunque no gocen de los beneficios del gas y que no encuentra fundamento alguno y que sin embargo está provocando serios inconvenientes en el manejo del gasoducto de la provincia de Entre Ríos”.

Justicia
En el tema justicia el nuevo mandatario aseguró que “hay sectores de la Justicia muy cuestionados”.
En tal sentido recordó que “a pedido del ministro de Gobierno saliente el Superior Tribunal de Justicia tuvo que sacar un juez y poner otro por los males con que manejaba la cuestión judicial en ciertas investigaciones”.
 
Cambios profundos
Seguidamente el flamante gobernador de Entre Ríos, Sergio Montiel, adelantó que “frente a esta grave situación nos planteamos cambios profundos, sobre la base de temas institucionales, de la seguridad económica y de la seguridad de las personas, los sistemas laborales y las medidas finacieras”.
En primer lugar sostuvo que la provincia necesita seguridad. “Una seguridad que no tienen nuestros niños cuando estudian, ni los jubilados cuando no saben qué pasará con la Caja, ni los jóvenes que no encuentran trabajo ni los mayores cuando lo pierden. Esta inseguridad llega a veces en las calles”.
De esta manera el titular del Ejecutivo anunció algunas de sus nuevas medidas.

Cierre del discurso
El flamante mandatario sostuvo que “creo que con el esfuerzo común  lo podemos llevar adelante pero para un esfuerzo común  hay que saber hacer una autocrítica y  aceptarla. Lamento que las autocríticas no sean comunes a todos y que haya gente que no sea capaz de aceptar las criticas que se hacen a los errores cometidos”.
“No estamos haciendo una inserción de actividad política, estamos actuando con la responsabilidad propia de quien debe gobernar. Hay  que conocer, analizar y ver, dónde  están los errores cometidos y cuales pueden ser las soluciones que hay que buscar, esto obviamente hay que hacerlo sin prejuicios, con claridad porque de otra manera podemos llegarnos a equivocar por pretender  esconder las verdades que son la base misma  de cualquier gestión de gobierno y la vida democrática auténtica que se pretenda tener”, enfatizó.
Continuó diciendo: “Yo le pido a todos, a los que estamos y a los que se fueron, que hagamos el esfuerzo  común en pensar a esta sociedad para que avance, se transforme y no haya bolsones de pobreza en esta provincia, tan grave como la desocupación de más del 40% en la ciudad de Concordia o del 70% en la de Santa Elena. No queremos que se repita el caso que está hoy en la calle de que no hay remedios oncológicos y que nuestros enfermos no pueden ser atendidos debidamente por la falta de elementos, corriendo peligro de vida. Y esto no es un problema de partidos, es un problema de nuestra  sociedad, de todos porque todos integramos esta provincia y este país”.
“Yo les pido que hagamos el esfuerzo, que busquemos la forma, que seamos capaces de superar las antinomias que tanto mal le han hecho a nuestra República y que generalmente son dañosas en la historia de cualquier pueblo del mundo. Reitero la convocatoria que he venido haciendo personalmente con los padres, con los pastores, con los sacerdotes, con la gente. Le pido a todos y pongo a disposición  todos los instrumentos de este gobierno en el futuro para que busquemos una manera de defender a esta sociedad  y sus estructuras básicas, no solamente los derechos de las personas, sino también la estructura de nuestra familia, de la educación, la estructura  social, que permita un desenvolvimiento acorde. Debo decir aquí, y lo he dicho en muchos lugares, me apena salir y ver en las calles de mi pueblo, chicas y chicos que a la medianoche o a altas horas de la madrugada andan con una botella de cerveza y no tienen el cuidado de sus padres y de sus familiares como corresponde. Lamento que ocurran estas cosas y por eso es mi convocatoria para que los padres ayuden a sus hijos, a los hijos que comprendan a sus padres y entiendan que viven en una sociedad compartida. A los que tienen procesos de conducción en esta sociedad, los sacerdotes, los pastores, los maestros, los profesionales y que cada uno de nosotros, ponga un grano de arena que ayude a resolver aunque sea un problema, que no permita que la droga siga avanzando en esta provincia, como avanza en el país. No se trata de un problema político planteado esencialmente así, se trata de un problema que trasciende lo político porque está en la base misma de la sociedad. Lo que estoy planteando se dirige a la base misma de nuestra sociedad, a la necesidad de la defensa de nuestra gente, de nuestros niños, de nuestros trabajadores, a que seamos capaces de darle la mano a alguno que está mal para que pueda levantares, que sea un acto de solidaridad humana”.
“Hago esta convocatoria pública porque creo que en el gobierno hay funciones que trascienden lo que establecen las letras de las leyes y que son las que determinan las conducciones de la sociedad para el futuro. Espero que así como en cada caso pude tener respuestas positivas de todos, vuelva a repetirse y seamos capaces de recrear una conciencia auténtica, solidaria, donde la gente entienda que el mal del vecino puede ser su futuro mal. Esta es nuestra convocatoria final y dentro de esto está el esfuerzo que queremos hacer para levantar a Entre Ríos, para que esta provincia que dos veces en la historia marcó rumbos; una vez hizo caer las expectativas monárquicas y la otra ayudó a implantar la organización y la Constitución de la República, pueda volver a ser un faro, particularmente a través de su gran tradición educativa. Ser de nuevo un  faro en  la sociedad argentina en busca de la solidaridad y la justicia”, finalizó Montiel.

LA CEREMONIA

El gobernador Sergio Moniel y el vicegobernador, Edelmiro Pauletti, arribaron al recinto de la Cámara de diputados a las 17,55.
Luego de ser recibido por la comisión de interior y exterior de la legislatura provincial, ambos mandatarios se ubicaron en el estrado presidencial.
Tras el izamiento de la bandera y la entonación del himno nacional argentino, Montiel y Pauletti juraron como gobernador y vicegobernador de la provincia, respectivamente, ante el presidente de la asamblea legislativa, Jorge Campos.
En la ceremonia se encontraban presentes el presidente del Superior Tribunal de Justicia, Julio César Berlari; el ex gobernador constitucional, Mario Moine; los intendentes saliente de Paraná, Humberto Varisco, y entrante, Sergio Varisco; el arzobispo de Paraná, monseñor Estanislao Karlic, legisladores uruguayos que viajaron en representación del presidente electo de ese país y otros funcionarios provinciales, municipales, legislativos y militares.


REPERCUSIONES DEL DISCURSO

Declaraciones del presidente del STJ, Julio Berlari
El presidente del Superior Tribunal de Justicia de la Provincia, Julio César Berlari, se refirió a las palabras pronunciadas por el gobernador Montiel y dijo al respecto que “fue un discurso en que se hizo una exposición completa acerca de la situación en la que se encuentra la provincia” y agregó, respecto del retiro de la bancada justicialista del recinto de la Cámara de Diputados, que “fue un hecho lamentable”. Por último, el titular del STJ opinó, en relación a los anuncios que el mandatario provincial hiciera acerca del Poder Judicial que “es acertado que se implemente que el recurso de amparo según la constitución, deba ser resuelto por el Superior Tribunal de Justicia y no por una cámara especial”.

Opinión del ex intendente Varisco
El intendente saliente de Paraná, Humberto Varisco, opinó acerca del discurso del gobernador, que “ha sido un discurso netamente radical, pronunciado con la doctrina radical de Leandro Alem, en la cual se expresa que el estado no puede ser desertor y tiene que controlar, como lo hacen en otros países en donde se defienden primero los intereses propios y no como hasta ahora, que queda librado a la competencia salvaje, la subsistencia de las economías regionales y los intereses de la comunidad”.

CONCEPTOS DEL SENADOR PROVINCIAL JORGE CAMPOS
El nuevo vicepresidente primero de la Cámara de Senadores, Jorge Campos, opinó, tras el mensaje del gobernador Montiel ante la Asamblea Legislativa, que “se acaba de hacer un inventario del estado de la Provincia que se recibe y de las alternativas vinculadas con las iniciativas que se piensa llevar adelante” y añadió que “hay varios temas a los que le ha dado especial prioridad, como es la seguridad, la educación, el funcionamiento del Poder Judicial, atendiendo básicamente a las funciones del estado. Eso seguramente será materia de varios proyectos de Ley, que seguramente, el Ejecutivo enviará muy probablemente a partir del lunes próximo”.
Campos dio a conocer que “el Poder Legislativo va a tener un intenso trabajo, y en lo que hace al senado es muy probable que el miércoles próximo tengamos la primera sesión”.
Por último, consultado acerca del incidente del retiro de los diputados justicialistas del recinto de la Cámara, en pleno discurso del gobernador, el titular del STJ manifestó que “es una lástima, porque hubiera deseado que, en atención a la importancia que tiene esta asamblea, no se hubiera producido, pero cada uno es dueño de sus actos” y agregó que “esperaba que esto se desarrollara en un ámbito de mayor cortesía, porque vamos a tener que estar conviviendo cuatro años, durante los cuales seguramente habrá críticas y conformidades, pero todos tenemos que tener un marco de tolerancia para esas situaciones”.

Contador Mario Moine:
Consideró que el gobernador Sergio Alberto Montiel, tiene derecho a realizar un análisis crítico  de las gestiones de gobierno anteriores.
Indicó, en este sentido, que planteó lo que corresponde en cada asunción como mejorar  el funcionamiento de la administración pública  y de la Justicia.
Al referirse a la actitud de los legisladores justicialistas que se retiraron del recinto aseguró Moine que " las formalidades hay que respetarlas, el Dr. Montiel hizo críticas a mi gestión en el Tribunal de Cuentas y en el Banco de Entre Ríos, está en su derecho y yo puedo disentir, pero nada más.

Mónica Torres:
La diputada provincial por la Alianza, Mónica Torres señaló que "el mensaje del gobernador no hace  nada más que materializar todo lo dicho durante la campaña".
Criticó la actitud de los justicialistas que "no están, parece, acostumbrados a vivir en democracia". Destacó que este sistema exige consenso y disenso los disensos tienen su espacio para expresarse que son los debates legislativos".
Finalmente la legisladora consideró la actitud como una falta de respeto al pueblo que eligió.

Dr.  Julio Rodríguez Signes:
El flamante diputado provincial por la UCR indicó que el mensaje, que consideró "correctísimo", refleja todo lo expresado y comprometido durante la campaña.
Con respecto al retiro de los justicialistas coincidió con que "12 años  de falta de control y de ejercicio, en algunos casos irresponsable y de abuso de poder en otro, les impidió tolerar una crítica atinada".

Sergio Varisco:
El intendente electo por Paraná consideró acorde el mensaje a 12 años de oposición a la vez que criticó la actitud de los justicialistas.


ENTREGA DEL BASTÓN DE MANDO

      Luego de la ceremonia de asunción realizada en el recinto legislativo, el gobernador Sergio Montiel se trasladó al Salón Blanco para recibir el bastón de mando y demás atributos gubernamentales de parte del mandatario saliente, Jorge Busti.

      Tras los saludos protocolares correspondientes, el escribano mayor Carlos Lezcano leyó el acta respectiva, dando lugar a la entrega del bastón de mando.


 Jura de ministros y secretarios de Estado

MONTIEL DEFINIO SU MANDATO COMO “UN GOBIERNO DEL PUEBLO Y PARA EL PUEBLO”

Tras saludar a militantes y simpatizantes que colmaron el ingreso del Consejo General de Educación, en el salón de Actos, el gobernador Sergio Montiel procedió a tomar juramento a Enrique Carbó como ministro de Gobierno, Justicia y Educación; Ricardo Irigoyen como ministro de Economía, Obras y Servicios Públicos, y Jorge Krenz como ministro de Salud y Acción Social. Juramento del Ministro de Gobierno, Enrique CarbóJuramento del ministro de Salud y Acción Social, Jorge KrenzJuramento del Ministro de Economía, Ricardo Irigoyen

También asumieron Gabriel Ferro como secretario General de la Gobernación; Roque Mario Tito como secretario de Estado de la Producción; Guillermo Riolo como secretario de Salud; Celomar Argachá como director general de Escuelas y presidente del Consejo General de Educación, y el comisario general Victoriano Ojeda como jefe de la Policía de Entre Ríos.
 
      Durante la ceremonia, Montiel reiteró su agradecimiento “a Dios por la lluvia”. Explicó además que “es realmente lo más preciado que podría haber ocurrido hoy para nosotros en la provincia”, a la vez que calificó ese hecho como “un símbolo clave de la fertilidad que nos espera y un claro indicio de que estamos por el buen camino. Es creer no sólo en la providencia, sino también que, de alguna manera, estamos cumpliendo con las cosas que estabamos haciendo, hicimos y vamos a realizar”, definió Montiel.

Largas luchas y claras posiciones

       Señaló que “venimos de largas luchas y de claras posiciones y no hicimos durante la campaña grandes propuestas y menos promesas. Ofrecimos nuestro trabajo, nuestra austeridad y el necesario tesón para resolver los problemas de Entre Ríos y el pueblo nos respondió afirmativamente”, apuntó.

        Calificó el cambio institucional no un mero cambio de autoridades, sino como un cambio en las conductas, en el manejo de las cosas públicas. Un cambio que signifique que el hombre, la familia y los grupos sociales son lo más importante, más allá de las ganancias que se puedan obtener o los dineros que se puedan adquirir.

        Instó a entender que “cualquier ser humano de esta provincia tiene iguales derechos y que debemos ser solidarios con ellos, así como también buscar las soluciones auténticas para que el flagelo que hoy sacude a nuestras sociedades se detenga, por la fuerza común de todos nosotros en esta lucha. Depende de nuestro esfuerzo y aún de los que nos comparten las mismas ideas políticas que nosotros”, indicó Montiel.

        Remarcó después que “las puertas están abiertas para que vengan todos, las del gobierno como así también las de la Casa de Gobierno, para que este sea de un gobierno del pueblo y para el pueblo”. Aseveró además que “no hay mayor esfuerzo que hacer, solamente vasta con tener la conducta que nos reclama nuestra esencia humana, nuestras costumbres, nuestra religión y nuestra cultura occidental. Hacer todo honradamente, ser personas cumplidoras, en todos los aspectos y en las pequeñas y grandes cosas, en la solidaridad chica y en las grandes decisiones y, entonces, debemos volver a ser como soñaron nuestros creadores, nuestros fundadores”, reseñó.

Recordó que hace doscientos años Tomás de Rocamora dijo que Entre Ríos sería la mejor provincia de Sudamérica, y “hoy nosotros deseamos que el sueño de Rocamora se cumpla y, queremos también que se cumpla el sueño de nuestros fundadores y organizadores como país y para que esta Argentina siga abriendo las puertas a todos los hombres libres que quieran habitar el suelo argentino, invocando la protección de Dios, fuente de toda razón y justicia”, concluyó.


FUERON DESGINADAS HOY LAS NUEVAS AUTORIDADES DE LA POLICIA PROVINCIAL

En una ceremonia que tuvo lugar esta noche a las 20:30 en la Jefatura Departamental de la Policía, el gobernador de la Provincia, Sergio Alberto Montiel, puso en funciones a las nuevas autoridades de la Policía de Entre Ríos.
Durante la ceremonia fue leído el Decreto Nº 7 del Ministerio de Gobierno. Justicia y Educación, mediante el cual se relevó al hasta hoy titular de la fuerza, Comisario Angel Geuna, y se designó al Comisario retirado Victoriano Ojeda.
En la oportunidad también fue designado como subcomisario de la Policía provincial al comisario general, Guillermo Angel Roldán.

Conceptos de Montiel
Al nombrar en el cargo al comisario Ojeda, el mandatario provincial manifestó que "hoy ha ocurrido un hecho de trascendencia histórica para la Policía de la Provincia, porque es la primera vez en los anales de la historia argentina, que un jefe de Policía que ha sido designado conforme a la Constitución de la Provincia, ha jurado por ella en el mismo nivel de los secretarios de estado y de los ministros, porque representa como ustedes un poder dentro del orden constitucional, que garantiza precisamente los derechos de todas las personas, como función fundamental".